<
>

Irene Escolar y Álex Barahona. Foto: Sergio de Luz

Álex Barahona

Desde el 6 octubre Álex Barahona representa al chulesco Tuli en Más de Cien Mentiras, el musical inspirado en las canciones de Joaquín Sabina que se representará en el teatro Rialto de Madrid. Él es uno de los personajes principales de un elenco en el que también están Juan Pablo Di Pace, Guadalupe Lancho o Víctor Masan, entre otros.

¿Cómo entraste en el proyecto? Me presenté al casting, buscaban actores que cantaban. Desde siempre he cantado mis canciones con mi guitarra pero no me había planteado hacer musical clásico, tipo Los miserables o Jesucristo Superstar, porque no estoy preparado, pero como era Sabina, más o menos me atrevía. La primera prueba la vio David Serrano, el director, y le gustó mucho. En la siguiente estaba yo en el rodaje de la película Lo contrario al amor y me dijeron que tenía que preparar dos canciones con piano, ya en el teatro, y eso me acojonó un poco más. Les gusté y me dijeron “vas a tener que currar mucho”. En ningún momento me quise hacer ilusiones, pero pensaba “¡bueno como salga esto!” Creo que es un giro en mi carrera. Esto es como ese tren que te dicen que tienes que coger.

Dices que “como es Sabina”, te lanzabas. ¡Se va a enfadar! ¡No!, conozco todas sus canciones, tengo libros de poemas suyos... He crecido con ellas. También es cierto que es un cantautor y quizá estas canciones no exigen la misma técnica vocal que las de un musical al uso. ¡A Joaquín lo admiro mucho!

¿Qué te ofrece de especial el teatro? Creo que, sobre todo en estos años, es para disfrutarlo, pero también para aprender. Tengo la suerte de que encima me pagan. Siempre que tenga oportunidad voy a seguir haciéndolo. Como decía Marlon Brando, sólo me ha hecho falta hacer una función de teatro para saber que es lo más extenuante.

Cuéntanos acerca de el Tuli, tu personaje. Es un tío con mucho sentimiento, con mucha fuerza física y mucha emoción también. Ha estado tres años en la cárcel, por no delatar a amigos suyos. Estamos hablando de un ambiente “sabinesco”: puticlubs, timadores, canallesca. Es un ambiente donde hay principios, los de la calle. El personaje sale con un sentimiento de venganza, con ganas de devolverle la jugada al que se la hizo, pero se ve que nunca faltaría a sus principios, que están por encima de todo. No falla a sus amigos.

¿Alguna canción es tu favorita? Me leí las letras de las canciones de Sabina para ver qué podía incorporar al personaje y marqué la canción Qué demasiao, que me inspiró. Luego resultó que mi personaje estaba relacionado con esta letra.

Hace unos cuantos años entrevistamos a Sabina. Le preguntamos cuál era su sueño. Contestó que “torear en Las Ventas”. ¿Cuál es el tuyo? No lo tengo, es una forma de protegerme. Creo que en esta profesión ponerte metas y no cumplirlas a uno le hace mella. No depende de uno mismo, porque estás a expensas de las decisiones de muchos. Tengo mis ilusiones, pero no es una cosa que me quite el sueño. Prefiero disfrutar las cosas que van viniendo, dejándome llevar para encontrar mi sitio. Pero si te tengo que decir alguna meta, seguro que no tendría que ver con mi profesión. No la pongo por encima de todo.

Irene Escolar le pregunta a Álex Barahona: ¿Qué personaje te gustaría interpretar si pudieras elegir? Me encantaría meterme el mundo de Shakespeare. Ahora mismo me pilla muy lejos, pero ya sólo leyendo sus obras hace crecer esa curiosidad. ¡Un Ricardo III!

Ver editorial de moda aquí.

Texto: EDM
Total Look: GALS & GUYS
Fotografía: Sergio de Luz. Estilismo: Blanca Puebla. Maquillaje y peluquería: Wioleta Gosiewska.

Más de cien mentiras. Desde el 6 octubre. Teatro Rialto (Madrid).

Entrevista con Álex Barahona