Advertisement

Camaleónico, atrevido, con ganas de crear… Rubén Ochandiano ha rodado dentro y fuera de España, en Hollywood y en proyectos independientes.

Dos vidas y una íntima correspondencia mantenida por email entre 2013 y 2016, ahora se hace pública en forma de libro, Regina & Celeste.

El 4 de octubre estrena Es mi palabra contra la mía, donde nos desdobla y se pregunta por qué no hay manera de que nos contentemos con lo que somos.

Para Iseo & Dodosound, la suma de Leire Villanueva y Alberto García.

Llega al Teatro Fernán Gómez una obra planteada como el reverso de un lienzo histórico. En Monsieur Goya, una indagaciónse plantea el exilio del pintor de los pueblos, Francisco de Goya, a partir de miradas subalternas.

El clown emérito del Circo del Sol indaga en los orígenes de la compañía con Kooza, que llega a Madrid el 25 de octubre.

Abandonó una brillante trayectoria profesional como creativo e ilustrador publicitario para abrazar la vida rural y familiar. En 2012 fundó el sello Autsaider Cómics.

Los sonidos frescos seducen cuando aportan novedad, brío y ritmo. Algo que ocurre al escuchar al combo francés Caravan Palace.

El espacio de trabajo y aprendizaje Atelier Solar está organizando las I Residencias Africanas de Creación e Investigación.

Alberto Morillas es el mejor perfumista del mundo. Su gran don es su capacidad para fusionar innovadoras tecnologías naturales con la perfumería molecular de última generación.

<
>

 

Trangresión y humor

Divertidísimo y de mucho nivel el montaje que estrena la Compañía Nacional de Teatro Clásico de Donde hay agravios no hay celos, tras su paso por el Festival de Almagro. Un desternillante drama de honor del genio del humor Francisco de Rojas Zorrilla, en el que este autor del siglo XVII y de la escuela de Calderón, fue transgresor al apostar por la libertad de elección conyugal, algo que hizo también en otros de sus títulos. En la trama, el personaje protagonista, Don Juan, trata de vengar a sus hermanos, mientras que su prometida defiende el derecho a casarse con quiera, independientemente de su condición social.

Esta estupenda versión de Helena Pimenta demuestra de nuevo el talento de la directora de la compañía, que ya quedó claro en La vida es sueño y La verdad sospechosa; su buen criterio en la selección de los textos icónicos de la historia de nuestro teatro; su capacidad para enriquecer la pieza con escenografías a la vez funcionales y sorprendentes; y su habilidad para conferir un toque de modernidad a la pieza sin caer en vanguardismos que hagan perder la esencia del texto. En el elenco, de auténtico lujo, destacan más los secundarios (David Lorente y Natalia Millán) que los principales (Clara Sanchís y Jesús Noguero), aunque todos están más que solventes. El ritmo vertiginoso que consiguen mantener en la trama crea una pieza definitivamente redonda.

Por Paloma Fidalgo.

Donde hay agravios no hay celos. Hasta el 14 de diciembre. Teatro Pavón (Embajadores, 9).  http://teatroclasico.mcu.es/

http://www.youtube.com/watch?v=ZbuwrFe0fg0

 

Donde hay agravios no hay celos. Hasta el 14 de diciembre.