Advertisement

Entrevista a Alberto Campo Baeza, uno de los arquitectos españoles con más proyección internacional.

Santiago Auserón, vuelve partícipe de su vibrante espíritu de hermandad, y que le invita a uno a ver la tradición menos como una profecía  que como un caldero mágico.

Aitana Sánchez-Gijón está inmersa en “el proyecto más arriesgado de su carrera”. El reto: poner su cuerpo, su voz y sus emociones al servicio de cinco mujeres que desafiaron el tiempo que les tocó vivir.

Llegó a Madrid hace cinco años para asumir in extremis la titularidad de la Orquesta Nacional de España.

<
>
  • ESCENA
  • Yo, Mussolini 

El inefable Leo Bassi vuelve a subirse a nuestros escenarios para hablar, con su habitual actitud gamberra y provocadora, sobre el auge de la ultraderecha en Europa. Consciente de su cierto parecido físico con el histórico líder del fascismo italiano, dice el artista, con mucha ironía, que en cuanto se puso su uniforme para interpretarlo empezó a sentir unos irrefrenables deseos de “gobernar un imperio y tener rendida a una multitud con cada uno de mis discursos”. Con ese lenguaje escénico tan próximo a la bufonada en el que se maneja siempre, Bassi trata de mostrar que “el fascismo fue concebido por el poder como medio de manipulación de la opinión publica utilizando el miedo como arma”. Sala Mirador · Desde el 1 de noviembre al 1 de diciembre.

 

ESCENA: Yo, Mussolini