Advertisement

No podría decir si mis primeras lecturas fueron cómics o novelas. Tampoco ayuda mucho que el primer recuerdo sean las Joyas Literarias Juveniles, las adaptaciones literarias que publicó Bruguera en los setenta. Por Christian Osuna

El mundo onírico y enigmático del taiwanés Page Tsou muestra escenas de fantasía con influencias del manga, el arte urbano o la pintura tradicional oriental. En el Museo ABC hasta el 15 de octubre

El mar las quería desnudas. Los pechos al descubierto, una bandana en la cabeza y el taparrabos llamado fundoshi. Así trabajaban las ama, buceadoras a pulmón del Pacífico

Del amor incondicional de Andrea Salinas por el mar nació esta marca de ropa de baño sostenible. Diseños elegantes realizados con materiales eco-premium, como tejidos creados a partir de plásticos y redes reciclados procedentes del mar. Hablamos con Andrea para sumergirnos en el universo Now_Then

Pues resulta que todo termina cuando Miqui me propone que escriba su artículo y yo le digo que sí aunque ya no comprendo nuestra amistad, ni siquiera sé si su nombre real es Miqui —me pregunto quién tolera que lo llamen así—, e igual con su apellido, Valenciaga, Valenzuela… 

<
>

 
Lori Meyers
En la cresta de la espiral
 
Por Laura S. Lara
 
Ya puedes escuchar En la espiral, el nuevo disco de los granadinos, uno de los trabajos más anhelados del pop español reciente cuyo primer single, Siempre Brilla El Sol, es un hit instantáneo que manejan con gancho, brío y melodía. Repasamos los casi veinte años de labor creativa del grupo de la mano de su guitarrista y co-vocalista Ale Méndez.
 
Lori Meyers es de esas bandas que sobreviven a caballo entre el indie y 'lo de toda la vida'. Algo parecido a lo que le sucede a Sidonie y a Love of Lesbian. No llegan a ser comerciales pero tampoco son indies indies. Y ahí están, en la cresta de la ola. O más bien En la espiral
 
¿Estáis vosotros en una espiral o habláis del mundo que os rodea? Ha tardado bastante en gestarse porque hemos vuelto a la forma de trabajar de los primeros discos. Ha sido un proceso de composición libre y exhaustivo sin maquetas ni ProTools [programa profesional de edición de sonido] en el que cada uno ha aportado su pequeña idea en cada ensayo. Ha sido cosa de darle muchas vueltas a las canciones, con ideas que no sabíamos a dónde nos iban a llevar, así que la espiral es un poco esto, pero también la realidad de la sociedad que nos rodea, en la que se han perdido los aspectos más humanos y nos vemos en una espiral de impersonalidad con difícil solución.
 
Uno de los temas se llama Evolución. ¿Cómo ha evolucionado Lori Meyers? A todos los niveles. Pero sobre todo como personas. Hemos cambiado nuestras perspectivas de todo, a nivel musical y en lo que respecta a nuestra visión de lo que nos rodea. Con los años ya no nos tomamos las cosas tan a pecho y en música eso se traduce en arriesgarse más con algunas canciones, sin miedo al qué dirán. El sonido de Lori ha evolucionado desde una música más independiente de los años 90 y ahora no dudamos en introducir elementos que nos atraen para no aburrirnos. Nos ha gustado siempre evolucionar, la música está viva y nosotros somos muy jóvenes aún. Seguimos experimentando.
 
 
Luego hay otros temas como Vértigo, Zona de Confort, Un nuevo Horizonte, No estoy solo... Son títulos que parecen seguir una madurez personal, un crecimiento emocional. Empezamos con 20 años y ahora estamos en la mitad de la década de los 30. Nos planteamos otras cosas, empiezan a salir las “existencialidades” de cada uno… y somos más conscientes de la realidad de la vida pero no perdemos cierta esperanza. En la espiral no es un disco que hable de problemas sociales o pretenda dar soluciones, más bien refleja la relación de cualquiera de nosotros con nuestro entorno. Las letras son psicológicas, surgen a partir de las sensaciones que nos transmite la sociedad y resumen cómo nos afecta a nivel emocional. Las canciones de este disco son las fases que puede pasar una persona con respecto a lo que le rodea.
 
Ahora la música pop rock en español vive un momento dulce con grupos como Vetusta Moral, Izal, Supersubmarina... Vosotros que sois un poco anteriores, ¿os sentís emblema de esa generación que acercó la música más o menos 'indie' al gran público? Nos sentimos parte de esa escena, aunque tuvimos la suerte de empezar un pelín antes. Todo empezó en 2008 y nosotros por entonces ya teníamos tres discos. Vivimos el inicio de la escena “indie” y el enlace con lo que había antes. Nosotros también hemos estado en los festivales aportando nuestro granito de arena para que la escena independiente creciera, pero no nos ha pasado como a Izal o Supersubmarina, que con un disco ya habían recorrido lo que a nosotros nos costó 5 años.
 
¿Para enganchar a más público hay que arriesgarse menos, musicalmente hablando? Puede ser. Nosotros seguimos teniendo una forma de pensar independiente pero no es una cuenta sencilla tipo dos más dos son cuatro. El fenómeno Vetusta Morla, por ejemplo, no es una música más fácil o menos arriesgada, de hecho creo que empezó siendo oscura pero se abrió camino. El mundo de la música es como un juego de ruleta, nunca sabes dónde va a caer la bola. Pero evidentemente, la música más sencilla con letras más pegadizas llega a más público, eso es así.
 
Con los años, ¿se acomoda uno y cuesta más encontrar inspiración para escribir? Sí, porque hemos explorado un montón de caminos ya y cada vez es más difícil sorprender, pero lo que hay que hacer es cultivarse, estar con los ojos bien abiertos, ver las cosas desde otras perspectivas para no caer en las mismas fórmulas.
 
Esta edición plantea retos, ¿cuál es el 'palizón' más grande que os habéis dado con la música? De 2004 a 2005, con Viaje de Estudios, hicimos 90 conciertos en año y medio. Y no cobramos ni un duro.   Lori Meyers actúa el 24 de marzo en La Riviera. El disco En la espiral está a la venta desde el 17 de febrero.
 
Reto. Escuchar la discografía completa de guided by voices, la banda de Ohio liderada durante cerca de treinta años por Robert Pollard. Son más de veinte discos, pero Ale no marca un plazo para que lleves a cabo su escucha.
 

Lori Meyers. En la cresta de la espiral