Advertisement

La Fundación Mapfre presenta la mayor retrospectiva del fotógrafo americano Nicholas Nixon. Una serie que profundiza sobre el paso del tiempo, la familia y las ausencias

La artista francesa Laure Prouvost ha empapelado la ciudad de Copenhague con cuerpos desnudos. La artista, premio Turner de arte contemporáneo, ha pegado pechos y entrepiernas en las paredes de la ciudad para dar el pistoletazo de salida a la feria de arte Chart que se celebró en septiembre

El artista francés JR ha instalado una fotografía enorme de un bebé que se asoma a través de la estructura que divide México y EE UU

<
>

 
AL RICO helado artesano
 
 
Las bicicletas son para el verano, pero los helados no. Y es que, de un tiempo a esta parte, estas delicias heladas han conseguido alargar su vida y estar presentes en nuestro día a día en diferentes épocas del año. Aquí reunimos algunas sugerencias creativas y artesanas, elaboradas con ingredientes de calidad y con alternativas para veganos y celíacos.
 
Lolo Polos. cuyo nombre proviene de ice lolly, piruleta helada - ha sido la marca que ha devuelto al estrellato al clásico polo de playa con palo de toda la vida. Sin embargo, Azmina Khanbhai, una emprendedora de origen indio, es la artífice de esta idea, con la que ha marcado grandes diferencias respecto a los polos llenos de edulcorantes: 'nuestros 'lolos' están riquísimos y además son sanos: depende de la receta, pero el porcentaje de fruta está en torno al 75%. Además, los 'lolos' no llevan grasas, natas, ni ningún tipo de aditivos artificiales) y son aptos para celíacos'. Entre sus originales sabores destaca el de té verde matcha con coco, el de granada, limón y hierba buena o el de mango y piña. ¿Ya los has probado? Mmm...
 
 
Tulup Paletas. aPleta es el nombre con que los mexicanos denominan al polo. Y en este caso optaron por llamarlos 'Tulup' (frescura, en maya). Cristina y Rafa son sus creadores. Todos sus helados se elaboran artesanalmente a partir de fruta fresca y de temporada, así como sus zumos con nombres relacionados con la danza como 'el Samba' o 'el Conga' o sus aguas de sabores. Todas sus recetas no contienen conservantes ni colorantes, y ofrecen la opción de elegir 'tu paleta' con base de leche o agua así como el sabor que más nos guste. ¡Un placer para los sentidos! 
 
Casa Eceiza. Llega a Madrid de la mano de Jaleo con una gran gama de helados con sabores muy sorprendentes. La firma de Tolosa nació en 1924 y generación tras generación han estado investigando y dimensionando el mundo de la repostería con un claro objetivo: ofrecer experiencias de sabor inolvidables. Detrás de este proyecto está Iñigo Murua, que fue profesor en el Basque Culinary Center durante cinco años, y quien es el creador de la fórmula secreta de estos helados saludables de gran calidad, que llevan la tradición a otro nivel, manteniendo su esencia y su elaboración artesanal, y cuya presentación sorprende. 
 
 
We are La Pecera. Te advertimos que esta es sin duda la heladería más singular, así como la más reciente. Sirven taiyakis, un postre tradicional japonés que sustituye al clásico cucurucho por un masa  con forma de pez. Estos curiosos helados suelen estar rellenos de una pasta de frijoles azuki, aunque también disponen de una gran variedad de sabores. Sus dueños, los hermanos Luis y Miguel Aliff y su socia Giuseppina Palladino, aseguran que 'a la receta original nipona le hemos hecho modificaciones para adaptarla al paladar y gusto español'. El local está ambientado para que realmente te sumerjas en una verdadera pecera, y disfrutes de la experiencia completa. En Nueva York ya han caído rendidos a los pies de los taiyikis.
 
Mistura Handcrafted IcecreamCarlos y Carmelo son amigos y los dueños de Mistura Handcrafted Icecream, un negocio que montaron movidos por su entusiasmo por lo dulce, los momentos únicos y los helados. Su idea nació tras su viaje a India, donde descubrieron una forma tan única como especial de mezclar los sabores y texturas de los helados, mediante una plancha de -20º C. A través de ella y con ayuda de dos espátulas consiguen aunar el helado con diferentes toppings, delante del cliente, con el propósito de crear una experiencia única y un verdadero espectáculo visual y de sabor. Ya tienen tres localizaciones, y cuentan con una cuarta en la flagship de New Balance Europa de Gran Vía. Simply irresistible!
 
Sani Sapori. Según nos cuenta su dueña, la italiana Freya Lo Giudice, 'Sani Sapori es algo más que un simple helado. Incorpora el sincretismo entre culturas y la fusión de conocimientos y sabores que tras siglos y siglos han permitido crear estas recetas exquisitas'. Tienen su propio obrador, donde elaboran diariamente sus ricos helados, a base de productos frescos y de temporada. Para Freya, la calidad está por encima de todo, así como las intolerancias, ya que tal y como nos cuenta: 'Soy celíaca, y cuando vine a Madrid decidí formarme y convertirme en una maestra heladera, poniendo mucha atención en la nutrición y la salud'. También disponen de sorbetes sin lactosa, sin azúcar, helados elaborados con leches vegetales y una gran variedad de helados veganos, así como versiones muy saludables a base de super-alimentos.  
 

Helados artesanos